Modelo de Autoevaluación Arcos

En el periodo 2007-2012 se creó y consolidó el Modelo de Autoevaluación de Arcos, el cual establece la forma de abordar este proceso a partir de dos etapas: la primera de preparación, consistente en el acopio de información crítica institucional referida a los procesos estructurales; y la segunda, de autoevaluación de procesos y resultados con la participación de los diferentes equipos. Asimismo, se incorporó una agenda sistemática de evaluaciones del quehacer de los actores relevantes de la institución.

En cuanto a la metodología, se estructura sobre la base del estilo participativo de gestión que caracteriza al Instituto, promoviendo la integración y colaboración de toda la comunidad. Una vez identificados los equipos como unidad de análisis para la autoevaluación, cada uno debe precisar la información y los procesos críticos formales que permiten su accionar y que componen el sistema de calidad en general y, en particular, para cada unidad.

El Modelo de Autoevaluación Institucional, levanta información relevante a partir de un sistema integrado de evaluaciones que se aplican sistemáticamente de manera semestral y/o anual. Destacan: Encuesta de Satisfacción Estudiantil, Evaluación docente en 360º (que incluye la autoevaluación del docente, la evaluación del Director de Carrera, la evaluación de un par y los resultados de la Encuesta de Satisfacción Estudiantil en lo que corresponde a docencia), Encuesta de Evaluación del Desempeño del Personal Administrativo, Encuesta de Egresados y Encuesta de Empleadores. Todas estas mediciones dialogan entre sí, lo que permite tener una visión panorámica del funcionamiento institucional.